Oración por la Proclamación del Plan Diocesano de Pastoral

Te damos gracias Padre fiel y lleno de ternura,
porque diriges con sabiduría los destinos del mundo,
especialmente en tu Diócesis de Nezahualcóyotl,
que con tu presencia hemos caminado durante estos 38 años
para construir una Iglesia viva, fraterna y misionera.

Tú nos amas tanto
que nos has entregado a tu Hijo Jesucristo,
él es la Palabra que nos reúne como familia,
por medio de él,
te pedimos que renueves en nosotros,
discípulos suyos, los dones del Espíritu Santo,
para que particularmente en este tiempo especial de gracia,
en el que proclamamos festivamente nuestro Plan de Renovación y conversión pastoral, todos los miembros de la iglesia diocesana
sepamos discernir los signos de los tiempos
y crezcamos en la fidelidad al evangelio;
que nos preocupemos de compartir en la caridad las angustias y
las tristezas, las alegrías y las esperanzas de los hombres y
las mujeres y así seamos humildemente germen de tu Reino.

Enséñanos a mirar a los demás
con la mirada de Santa María de Guadalupe,
mirada que nos hace hermanos y hermanas.

Porque al igual que Juan Diego,
escuchamos de ella en nuestro corazón
“¿No estoy yo aquí que soy su madre?
¿no están bajo mi sombra y mi resguardo?
¿no están en el cruce de mis brazos?
¿no soy acaso la fuente de su alegría?”

Te lo pedimos por Jesucristo, tu Hijo,
Señor de la Divina Misericordia,
Amén.